Un gato salva la vida a un bebé de tres meses

El pequeño fue abandonado en las calles de la fría ciudad rusa de Obninsk

Una gata callejera encontró al bebé y lo protegió dándole calor con su cuerpo para evitar que muriera por congelación.

El animal actuó por instinto intentando ayudar al pequeño. Se colocó encima de él para quitarle el frio y protegerle, y no dejó de maullar para pedir ayuda hasta que uno de los vecinos de un edificio cercano se asomó a la ventana, y les vio.

“Ella ha mantenido en calor al bebé durante muchas horas, maullando para pedir ayuda”, afirma la vecina que encontró y salvó al pequeño, gracias a los maullidos.

La gata callejera era un miembro más del vecindario, al que todos alimentaban, pero ahora, además, se ha convertido en la heroína del barrio.

El bebé se encuentra hospitalizado recuperándose del primer susto de su vida en el hospìtal de la ciudad de Obnininsk. La policía está tratando de encontrar a unos padres, que mostraron menos humanidad que un gato.

Avatar

Acerca de Administrador

Ondabit Radio
Marcar el enlace permanente.

Deja una respuesta